Eduardo Bhatia y Jaime Perelló (horizontal-x3)
Las cámaras legislativas se disponían a aprobar la medida anoche luego que el lunes el BGF fue objeto de una primera demanda de un grupo de acreedores en el Tribunal Federal. (Juan Luis Martínez Pérez)
Aunque parecía haber un acuerdo entre la Conferencia Legislativa del Partido Popular Democrático (PPD) sobre la necesidad de declarar una moratoria en el pago de la deuda del Gobierno, no fue hasta pasada la medianoche de este martes que quedó sometido en la Asamblea Legislativa el proyecto de ley con el plan de acción a seguir para atender la emergencia fiscal del Banco Gubernamental de Fomento (BGF).
La pieza legislativa no pudo ser presentada antes debido a que presuntamente la Cámara de Representantes carecía de los 26 votos que se requieren como mínimo para su aprobación. 
Diversas fuentes ligadas al proceso legislativo dijeron por separado a este medio que una de las fichas del tranque fue el representante Rafael “Tatito” Hernández Montañez, presidente de la comisión cameral de Hacienda, quien supuestamente objetó que la moratoria contemplada en la legislación aplicara a toda la deuda pública, incluidas las obligaciones generales (GOs).
No solo Hernández Montañez expuso ciertas reservas que retrasaron la presentación del proyecto, pues las fuentes indicaron que también el representante popular Ángel Matos expresó algunos reparos con el lenguaje de la medida. Además, los representantes de mayoría Javier Aponte Dalmau y Luis Raúl Torres se reportaron enfermos.
Los legisladores del PPD llegaron cerca de las 8:00 p.m. al Capitolio tras permanecer reunidos cerca de cuatro horas con el gobernador Alejandro García Padilla y su equipo financiero en La Fortaleza. A pesar de que el presidente del Senado, Eduardo Bhatia, y su homólogo en la Cámara, Jaime Perelló, aseguraron entonces que la medida sería llevada a votación más tarde en la noche, pasada la medianoche del martes el panorama era todavía incierto. 
La propuesta para atender el grave problema fiscal del BGF fue presentada a los legisladores luego que el lunes el BGF fue objeto de una primera demanda de un grupo de acreedores en el Tribunal Federal. Sin embargo, fuentes consultadas por este medio aseguraron que la premura para atender la pieza responde al temor de que la inminente insolvencia del BGF provoque que las entidades públicas con cuentas en la institución acudan en masa a sacar sus fondos del ente fiscal para depositarlos en cuentas privadas, tal como hizo el gobierno municipal de Caguas.
Durante una improvisada rueda de prensa celebrada temprano en la noche en La Fortaleza, el Ejecutivo y los líderes legislativos defendieron la intención del proyecto de ley.
“No es una moratoria automática. Es una moratoria general que incluye las obligaciones generales (GO’s) y la deuda de otras instrumentalidades públicas”, anunció la secretaria de la Gobernación, Grace Santana.
Perelló, por su parte, advirtió que la medida podría ser aprobada con enmiendas. La medida, de unas 50 páginas, según describió el líder cameral, sería llevada a votación por descargue, que significa sin ser discutida en vistas públicas.
La secretaria de la Gobernación indicó que la moratoria incluye el pago del principal y los intereses de la deuda del BGF que vencen próximamente.
“La medida incluye concederle al gobernador la facultad de declarar una moratoria sobre la deuda del BGF y sobre otras instrumentalidades, según sea necesario”, detalló Santana.
Bhatia explicó que la facultad delegada por la Legislatura al gobernador se basa en la prerrogativa constitucional del primer ejecutivo para declarar estados de emergencia.
“Estamos tomando acciones que nunca se habían tomado en Puerto Rico para atender una crisis inminente en el BGF”, sostuvo Bhatia.
“No tenemos ninguna duda de que estamos haciendo lo que tenemos que hacer”, añadió el presidente del Senado.
“Se discutieron los conceptos y a base de eso llegamos a un consenso, pero los legisladores quieren ver el proyecto radicado”, dijo Perelló. El líder de la Cámara baja añadió que una vez, se radique la medida ambos cuerpos se reunirán en sus respectivos caucus.
Rebecca Banuchi colaboró en esta historia