(horizontal-x3)
La presidenta de la AMPR, Aida Díaz, afirmó que presentará querellas ante la Comisión Apelativa del Servicio Público contra representantes del DE, de organizaciones sindicales o contra cualquier persona que intente frenar las elecciones. (Suministrada)
A solo un día de que comiencen las elecciones sindicales del personal docente del Departamento de Educación (DE), el liderato de la Asociación de Maestros de Puerto Rico (AMPR) advirtió este domingo que tomará acciones administrativas contra todo aquel que intente obstruir o impedir el proceso de votaciones, que se extendería hasta el 22 de abril. 
Aida Díaz, presidenta de la AMPR, afirmó que presentará querellas ante la Comisión Apelativa del Servicio Público contra representantes del DE, de organizaciones sindicales o contra cualquier persona que intente frenar las elecciones, que están pautadas para comenzar mañana, lunes, en Arecibo y Camuy. 
El proceso ha sido cuestionado y censurado por otros grupos magisteriales, pues en la papeleta figura la AMPR como única alternativa de representación exclusiva del personal docente del sistema público. Solo la entidad que encabeza Díaz reunió todos los endosos de la unidad apropiada que requirió la Comisión Apelativa del Servicio Público. 
“Desde el lunes, vamos a empezar a estar radicando querellas contra todo aquel que impida el derecho a votar de los maestros. Ya tenemos varios casos que les estamos dando la oportunidad, donde sabemos que les están diciendo a los maestros que su horario de votación es de 11:00 a 12:00 (del mediodía), y que tienen que regresar a ponchar y que después no pueden regresar a votar. Los tenemos en la mirilla, y vamos a radicar querellas”, señaló Díaz durante una rueda de prensa en la sede de la organización, en Hato Rey. 
Díaz y José Luis González, secretario de formación sindical de la AMPR, se refirieron a la Sección 11.15 de la Ley 45-1998 sobre la sindicación de empleados públicos, que establece que la Comisión Apelativa podrá imponer multas de entre $500 y $10,000 contra cualquier persona que “desobedezca, evite, obstruya o impida la ejecución de alguna de sus citaciones u órdenes”. Fue esa entidad gubernamental la que autorizó la celebración de las elecciones sindicales en el DE. 
“Tenemos casos donde también ha habido organizaciones que les han dado instrucciones a sus miembros para que obstruyan la elección. Esas organizaciones también van a estar sujetas a las acciones de parte de la Local Sindical y la AMPR”, insistió Díaz.
“Tenemos casos ya identificados por pueblo y escuelas. No queremos radicar querellas porque estas multas son en su carácter personal, y triste sería que un director de escuela tenga que pagar $10,000 por negarle el derecho a un compañero de ejercer su voto y tener un convenio”, añadió la líder magisterial.
Aseguró tener información de escuelas en Salinas, Guayama, San Sebastián, Sabana Grande y Toa Alta donde los directores o superintendentes han intentado restringir el período de votaciones solo durante la hora de almuerzo o han coordinado talleres para el día de la elección. 
Las votaciones están señaladas para comenzar este lunes, y se celebrarán durante 12 días no consecutivos hasta el 22 de abril. El horario de votación será de 9:30 a.m. hasta las 3:00 p.m., y durante los días que corresponda votar a cada plantel no habrá clases. El conteo de votos comienza el 25 de abril. 
Reina la incertidumbre
Aunque el itinerario de la elección fue establecido desde hace unas semanas, el proceso empezará en un contexto de incertidumbre, pues ante la jueza superior Aileen Navas Auger, del Tribunal de San Juan, está pendiente de resolver una demanda presentada por el Frente Amplio Magisterial con la intención de paralizar la votación. 
A pesar de que la Federación de Maestros de Puerto Rico (FMPR) presentó sin éxito un recurso similar la semana pasada, los dirigentes del Frente Amplio Magisterial, grupo compuesto por la Unión Nacional de Educadores y Trabajadores de la Educación (Unete) y Educamos, se mostraron confiados este domingo que prevalecerán en el pleito. 
A juicio de Emilio Nieves, líder de Unete, y de Eva Ayala, dirigente de Educamos, las elecciones sindicales de los docentes del sistema público forman parte de un proceso “antidemocrático” y “manipulado” por parte del DE, la Comisión Apelativa y la AMPR. 
“Su decisión (de la jueza) puede ser una o la otra, puede paralizarlo. El daño (al proceso) sería mínimo porque sería solamente un día, porque esto está calendarizado hasta el 22. En el tribunal, confirmamos lo que sospechábamos, esta es una elección que favorece a la AMPR porque se pusieron de acuerdo la Comisión, el DE y la Asociación para calendarizar, establecer las escuelas y municipios donde van a ser los centros de votación”, dijo Nieves a este medio. 
Los dirigentes del Frente Amplio Magisterial están confiados en que prevalecerán en el proceso judicial, pero al mismo tiempo hacen campaña por que el magisterio exprese en las urnas su rechazo a que sea la AMPR el representante exclusivo de los docentes en los procesos de negociación colectiva. La votación está diseñada en un formato de “sí” o “no” en torno a que la AMPR sea el representante exclusivo.
La FMPR acudirá ante el Tribunal Supremo
De igual forma, la FMPR intensificó este domingo su campaña por el ‘no’, y dijo que este lunes acudirán ante el Tribunal Supremo para solicitar al máximo foro judicial que revoque la determinación del Tribunal de Apelaciones que desestimó su demanda para detener las elecciones por entender que carecía de jurisdicción para atender el pleito. 
“Exigimos un debido proceso de ley, y que se den elecciones democráticas. Mañana, lunes, 4 de abril, mientras los maestros acudan a las urnas a votar ‘no’, el licenciado Ricardo Santos estará presentando el recurso legal correspondiente ante el Tribunal Supremo”, indicó Edwin Morales, vicepresidente de la FMPR. 
Morales, además, afirmó que la elección sindical fue concebida supuestamente para desalentar la participación del magisterio, pues apenas se habilitaron 36 centrosde votación en toda la Isla, una cantidad significativamente menor en comparación con votaciones anteriores, en las que se llegaron a establecer 89. 
“Es indignante que la Comisión incumpla con su reglamentación y la Ley 45 para impedir la participación de la Federación y que simultáneamente dificulte la plena participación de miles de maestros”, argumentó Morales. 
Las votaciones este lunes serán en las escuelas Luis Muñoz Marín y Luis F. Crespo, de Arecibo y Camuy, respectivamente, y participarán docentes de Arecibo, Hatillo, Camuy, Lares y Quebradillas.