FERNANDO MARTIN (horizontal-x3)
El exsenador Fernando Martín sostuvo que una junta federal marca el último acto de la farsa del Estado Libre Asociado. (Archivo GFR Media)
WASHINGTON - La confirmación de que los republicanos de la Cámara de Representantes de EE.UU. siguen decididos a imponer sobre Puerto Rico una junta federal con poderes fiscales por encima del gobernador y la Legislatura, "marca el último acto de la farsa del Estado Libre Asociado", según el Partido Independentista Puertorriqueño (PIP). 
"Estamos en la antesala del desmantelamiento final del ELA", indicó hoy el presidente ejecutivo del PIP, exsenador Fernando Martín.
El resumen ejecutivo del liderato republicano del Comité de Recursos Naturales sobre el anteproyecto que divulgarán el martes como respuesta a la crisis fiscal y de deuda pública de Puerto Rico, indica que crearía una junta federal que tendría la última decisión sobre los asuntos presupuestarios de la Isla.
El documento señala que la reestructuración de la deuda aplicaría a solo "ciertas áreas" del gobierno, aunque fuentes demócratas de El Nuevo Día sostienen que el borrador que han visto realmente permite un reajuste abarcador de la deuda, incluidas las obligaciones generales.
El exsenador Martín sostuvo que el consenso en el gobierno federal es tan claro sobre el poder ilimitado del Congreso a decidir "lo que quieren hacer con Puerto Rico", que en el debate sobre la ley criolla de quiebras el pasado martes en el Tribunal Supremo de EE.UU. ningún juez lo puso en duda.
Si la determinación es invalidar el poder del gobernador y la legislatura de Puerto Rico sobre los asuntos fiscales de la isla, una de las pocas áreas en que aún había cierta autonomía. Martín insistió en que devuelven a la Isla a la era previa a 1900. "Por lo menos bajo la Ley Foraker teníamos una Cámara de Delegados", sostuvo el dirigente independentista.