Senador Dalmau arremete contra presidente del Colegio de Médicos Cirujanos (semisquare-x3)
Dalmau se expresó en esos términos luego que Ramos Otero dijera que el senador mantenía detenidas varias piezas legislativas relacionadas con la industria de la salud. (Archivo/ GFR Media)
El senador popular José Luis Dalmau arremetió este miércoles en contra del presidente del Colegio de Médicos Cirujanos, Víctor Ramos Otero, a quien acusó de querer usar su imagen como legislador para sacar ventaja en su afán por revalidar en la presidencia de la institución en las elecciones del 10 de abril.
A menos de dos semanas de que los médicos en el país escojan a su nueva directiva, Dalmau, presidente de la Comisión de Salud del Senado, citó a Ramos Otero a una vista pública este jueves para discutir un proyecto de ley sometido a mediados de mes para acabar con la colegiación compulsoria de los galenos.
“El presidente del Colegio Médico de Puerto Rico, el doctor Víctor Ramos, es un irresponsable y es un mentiroso. Lleva dos años mintiendo al país, al Colegio Médico y a los medios de comunicación. Lleva una semana buscando publicidad de cara a las elecciones del Colegio de Médicos usando la figura de José Luis Dalmau como presidente de la Comisión de Salud, y no le voy a permitir al doctor Víctor Ramos ni a sus seguidores que utilicen mi nombre para hacer campaña”, indicó Dalmau durante una rueda de prensa en su oficina legislativa. 
Dalmau se expresó en esos términos luego que Ramos Otero dijera que el senador mantenía detenidas varias piezas legislativas relacionadas con la industria de la salud. El presidente de la Comisión de Salud aseguró que todos los proyectos ante su consideración han sido atendidos, o están a la espera de que alguna de las partes con interés sobre la medida presente su memorial escrito. 
El senador del Partido Popular Democrático (PPD) aprovechará este jueves la audiencia pública sobre la propuesta colegiación voluntaria de los médicos para pedirle explicaciones a Ramos Otero sobre alegadas irregularidades administrativas y gastos superfluos, entre otros señalamientos, ocurridos supuestamente durante su administración. 
Aunque reconoce que se trata de asuntos internos del colegio que no guardan relación directa con el proyecto de ley, Dalmau insistió en indagar sobre la información vertida ante la comisión legislativa el martes por algunos médicos que impulsan el proyecto para eliminar el requisito de la colegiación para ejercer la medicina en la Isla.
“Él (Ramos Otero) tiene un problema interno, y por el problema interno de mala administración, de gastos que tenga, que el colegio responda, pero que no venga a utilizar a José Luis Dalmau”, reiteró tras afirmar que personalmente favorece la colegiación compulsoria de profesionales como los médicos, abogados e ingenieros. 
¿Y esas preocupaciones que ellos (los médicos) tienen no se atienden con la elección?, preguntó una periodista. 
“Las imputaciones que ellos tienen allí, yo las estoy diciendo, y no estoy diciendo que las voy a atender, fueron las imputaciones que trajeron a la vista. ¿Por qué piden la descolegiación? Por esas y otras razones”, manifestó el legislador de mayoría. 
“En la vista, salió todo lo que les acabo de decir. ¿Qué algunas cosas pueden sonar hasta a chisme? Pero hay que verificarlas, ¿y si son correctas? Creo que los informes financieros deben ser públicos, y si el colegio no está siendo bien administrado, la ley que faculta la creación del colegio puede enmendarse para crear garras”, añadió.
Entre los señalamientos que surgieron en la vista del martes, por voz del expresidente del colegio Eduardo Ibarra y otros médicos, figura que la actual administración de la institución supuestamente se ha gastado cerca de $1 millón en cabilderos y asesores legales, que demolió la sede con la intención de construir una nueva a un costo millonario, que no ha presentado informes sobre los ingresos y gastos de la entidad y que no atiende ni protege los intereses de la clase médica. 
El proyecto de la colegiación fue presentado por Dalmau el 15 de marzo a petición de un grupo de médicos de las áreas de Caguas y Humacao que el senador no identificó pero que, según dijo, le han manifestado que el colegio no los representa. 
Ramos Otero, por su parte, no respondió a los comentarios que hizo Dalmau en su contra, pero catalogó el proceso de vistas públicas sobre la colegiación como una “intervención indebida” dirigida a influenciar los resultados de las elecciones.
“Este proyecto radicado hace dos semanas, y discutido ahora en vistas públicas, está dirigido a intervenir en el proceso electoral, que saben que tienen perdido. Están tratando de influenciarlo con políticos, con dueños de aseguradoras, con la figura del expresidente del colegio, y todas esas acciones desesperadas del grupo opositor van a unir más a los médicos que van a salir a votar masivamente en contra de la intervención indebida en los procesos internos del colegio”, dijo Ramos Otero a este medio. 
Las críticas que hizo Ramos Otero en contra de la gestión legislativa de Dalmau se relacionaban principalmente con la consideración del Proyecto de la Cámara 2620, que enmendaría la “Ley de la Administración de Seguros de Salud” (ASES) para imponer ciertos requisitos a las aseguradoras, las organizaciones de servicios de salud o cualquier intermediario contratado por los planes médicos públicos o privados al cancelar un contrato con los proveedores de salud. La pieza busca evitar las cancelaciones de contratos sin justa causa.
Dalmau dijo que favorece la intención del proyecto, pero aguarda por los comentarios del Departamento de Salud, ASES y el Departamento de Justicia.