Ciclistas arrollados (vertical-x1)
Esteban Iturbe Sterling, de 36 años (izq.), declaró que después que el grupo de ciclistas pasó por el balneario Vacía Talega, divisó un vehículo negro pequeño que venía a alta velocidad. (Gerald López Cepero)
En la Sala 103 del Centro Judicial de Carolina, dos ciclistas declararon hoy, miércoles, que el vehículo que los impactó el pasado 19 de noviembre en un sector de Piñones se desplazaba a exceso de velocidad.
En el choque, perdió la vida el ingeniero en computadoras José Marcel “Jochi” Rodríguez Rivera, quien pedaleaba junto a los testigos y a otros tres ciclistas que sobrevivieron.
En la continuación de la vista preliminar contra Vanessa Pizarro Marrero, imputada de manejar ebria y ocasionar la muerte a Rodríguez Rivera, testificó temprano Esteban Iturbe Sterling, de 36 años. 
El testigo declaró que después que el grupo de ciclistas pasó por el balneario Vacía Talega, divisó un vehículo negro pequeño que venía a alta velocidad.
“Cuando el vehículo cogió la curva, perdió el control del volante y se metió en el carril de nosotros de frente y nos impactó”, declaró Iturbe Sterling, quien tuvo que ser operado como consecuencia de las fracturas que recibió en su brazo y mano izquierda.
“El carro venía bien rápido, bien rápido”, respondió a preguntas del fiscal Alexis Carlo.
“Veo a Jochi de espaldas… lo veo respirando… yo gritaba. Tenía el hueso de la mano por fuera”, sostuvo Iturbe Sterling, quien indicó que reside en Santurce y que practicaba hace cuatro años la ruta en ciclismo de Isla Verde, Piñones y Río Grande. 
“Yo estaba concentrado en Jochi. En ningún momento la joven (conductora) se acercó para ver cómo yo estaba. Lo único que decía era ‘mi cartera, mi cartera...”, relató Iturbe Sterling. Dijo que cuando estaba tendido en el piso escuchaba “personas que pedían ambulancias”.
Pizarro Moreno encara cargos de homicidio negligente y violaciones a la Ley 22 de Tránsito. La mujer es representada por una batería de abogados encabezada por Wilfredo Díaz Narváez, y se encuentra en libertad bajo fianza, bajo arresto domiciliario.
El accidente ocurrió a las 6.59 a.m., en la carretera PR-187, a la altura del kilómetro 12.0. Según la información suministrada por la Policía, la conductora manejaba en estado de embriaguez y con la licencia de conducir vencida. Además de la víctima fatal, en el choque resultaron heridos cinco ciclistas.
Después de Iturbe Sterling, el ciclista Rafael Negrón Orengo ocupó la silla de testigos. 
“Cuando pasamos Vacía Talega hay una curva y me percato que viene este carro negro a exceso de velocidad. El carro se mete por la grama del lado izquierdo, trata de salir de la grama, le da a un poste y nos impacta a nosotros”, declaró Negrón Orengo, quien fue campeón nacional de ciclismo en Puerto Rico. Actualmente es comerciante y practica el ciclismo como pasatiempo.
La vista preliminar, que es presidida por la jueza Yazdel Ramos Colón, continuará el 21 de este mes de enero con el turno de la defensa para interrogar a Negrón Orengo.
La audiencai inició este lunes con el testimonio de Efraín Díaz Robles, de 30 años, otro de los ciclistas que sobrevivió al accidente, y de un policía de la Unidad de Servicios Técnicos que identificó varias fotografías tomadas en la escena de los hechos.